Tiempos duros

Los policías empujan los sueños
contra las paredes
Abren sus piernas e inspeccionan
cuidadosamente, por seguridad.
En la ciudad alguien
se llevó un día
todas las estrellas
y ahora su cielo
es solo oscuridad

Sin pies
Sin cabeza

El diablo pide ahora perdón
por dejar que nosotros
hagamos su trabajo
Hay marejada
en las alcantarillas
de nuestras esperanzas
y las tormentas de odios
no nos dejan ver los corazones

Sin cabeza
Sin pies

Las jóvenes curan
las heridas producidas
por antiguas represiones
bebiendo sin control
alcohol barato.
En algún lugar
la gravedad no es
tenida en cuenta
y se alzan sonrisas.

Sin Pies
Sin cabeza

Dios se olvidó
de crear bondades
y ahora fabrica
drogas que nos adornen
las realidades.
Los ángeles lloran
débiles culpas
sin que nadie
recoja sus lágrimas.

Sin cabeza
Sin pies

Los locutores
asaltan a los neonatos
en las esquinas
de la esquizofrenia.
Lejos de sus pesadillas
los banqueros
compran armas
con las que los torpes
terminarán patéticas hazañas

Sin pies
Sin cabeza

Los perros se
tatúan palabras de amor
en sus lomos
depilados con laser
Duelen los amaneceres
retransmitidos desde
satélites hirsutos
y pacatos

Sin cabeza
Sin pies

Todo parece bueno
Todo parece ser bueno
Todo parece estar bueno
Todo está para satisfacernos

Sin pies
Sin cabeza

 

del poemario: Poemas para berberechos

Anuncios

3 respuestas a “Tiempos duros

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s