Me cago en las eléctricas, en las telefónicas y en la madre que parió a Panete

Semana horribilis, la verdad es que en lo que va de año esto está siendo un puto caos.

Me he quedado “desasignado” como lo llaman en el argot informático a quedarte sin cliente, con lo que no facturas para tu empresa y eres una “carga” para ella. Es una situación incómoda y nada agradable que te hace sentir como si en cualquier momento fueran a prescindir de ti. De momento siguen apostando por mi en mi empresa, pero no tengo cliente al que facturar (parece algo de prostitución, lo se, pero juro que es informática).

Pero no es lo que iba yo a comentar aquí. El lunes a eso de las 14:30 horas se apaga la tele y se va toda la luz de mi casa. Como en el piso de arriba hay obras y ya se cargaron una vez la instalación de agua, pues pensé que habían hecho lo propio con la instalación de luz. Voy al piso de arriba. Me mosquea que en la escalera haya luz. Llamo al timbre, segundo mosqueo, el timbre funciona. Malo, malo. Aparece el albañil cubierto de polvo y sudor.

– ¿Tenéis luz? ¿la habéis cortado? -pregunto torpemente pues veo una bombilla encendida.

– Sí, aquí hay luz -me responde el operario señalando a mencionada bombilla.

– Es que se me acaba de ir la luz en mi piso y pensé que lo mismo la habiais cortado vosotros por algo que estuvieseis haciendo. Pero ya veo que no -comento con cara de gilipollas.

– Hace un momento acabo de ver a un chico dentro del cuarto de contadores, lo mismo han hecho algo -buena pista, pienso.

Bajo al cuarto de contadores. Todos los contadores tienen un automático menos el de mi piso que tiene los cables unidos en plan cutre. No entiendo que puede pasar.

Llamo al seguro. Les cuento que se ha ido la luz y que me manden un electricista porque lo mismo ha sido algo de los automáticos de mi casa. Son las 15:00 horas y yo a las 17:00 tengo una entrevista con uno de los grandes jefes de mi empresa para ver si podemos hacer algo con mi curro.

A las 15:30 me llama un electricista de la compañía de seguros.

– Hola, ¿no tienes luz? -pregunta

– No, se ha ido hace media hora y sólo es en mi piso -respondo.

– ¿Has prrrobado los automáticos de tu casa? -pregunta.

– Sí claro, si no os hubiese llamado -respondo.

– ¿Has mirado el fusible del contadorrr? -pregunta.

– ¿Los contadores tienen fusibles? -pregunto.

Silencio, imagino al electricista tapando el teléfono y diciendo para sí en voz alta vayamehatenidoquetocarungilipollas.

-Bien, no prroblema. Estoy allí en un rrrato y miro que pasa -me responde.

– Vale, pero es que verás, a las cinco de la tarde tengo una entrevista de trabajo y necesito que estés aquí cuanto antes o dejarlo ya para las 6 y media de la tarde -le digo algo apurado.

– ¿Entrrrevista de trrrabajo? Eso es importante sí, jejeje. No prroblema, yo iré cuanto antes. Seis y media no puede serrr porrque terrrminamos nuestrrro trrrabajo -me dice.

– Ok -colgamos.

El electricista aparece a eso de las 16:10, yo ya me he metido dentro del traje y he colocado la corbata alrededor de mi cuello. Aunque la entrevista es en el Paseo de La Castellana creo que llegaré tarde.

Nada más abrir la puerta y verme de semejante guisa, me comenta “tu entrrrevista de trrrabajo, eso imporrrtante. Vamos rrrapido”. Saca un paratejo y mide el voltaje del cuadro de luz del piso “no llega luz, no es aquí. Vamos al  cuarrrto de contadores”. Bajamos al cuarto, mira, flipa porque no hay automático asociado al mi contador. Mira más abajo. “No tienes fusible de contadorrr.” Busca encima de mi contador algo, no se que es. “Pero ¿cómo puede serrr? no hay fusible”. Le veo que sigue buscando. Hay una pieza cerámica blanca encima de uno de los contadores, la coje y me la enseña “Alguine ha quitado esto de aquí” señala con el dedo una especie de clavija. “Es prrrobable que sea compañía electrrrica, ¿tiene algún rrrrecibo sin pagarrrr?”. Respondo que no, que al menos a mi no me consta eso y que nadie me ha avisado de ello ni por teléfono ni por carta. “Bien, lo mismo confusión. Yo no puedo hacerrrr nada, si compañía quita fuusible, debes llamarrr compañía y ellos rrrreponen fusible. Lo siento”. Se marcha, le agradezco previamente la velocidad con la que ha venido y me ha atendido. Él me desea suerrrrrte en mi entrrrrevista. Se lo agradezco también.

Me marcho a la entrevista, luego llamaré a Iberdrola. No puedo perder el tiempo ahora.

Al regreso de la entrevista (nada aclaratoria por cierto), llamo a Iberdrola. Maquinita que me pide el número de contrato, que diga “electricidad” que diga el apellido del titular del contrato, que diga “otras operaciones”. Me pasan con un operador. “Todos nuestros operadores están ocupados, vuelva a intentarlo en cinco minutos. Espero. Repito la operación. La máquina me vuelve a pedir el número de contrato, me vuelve a pedir que diga “electricidad”, debo volver a decir el apellido del titular del contrato y también “otras operaciones. Me pasan con un operador. “Todos nuestros operadores están ocupados, vuelva a intentarlo en cinco minutos”. En es momento me entran unas ganas terribles de arroja el puto teléfono por la jodida ventana y chilla por el balcón. Hace una calor de pelotas. Al rato vuelvo a llamar. Debo introducir y decir lo mismo de nuevo. Lo hago, por supuesto, la máquina es la máquina. Me pasan on un operador. El mensaje cambia. Me dicen que siguen ocupados, pero que espere que en breve me pasan. Bueno. Espero. Espero. Espero. Espero. Espero. Espero. Por fin oigo una vozz que proviene de un ser humano. Me vuelve a pedir el número de contrato (¿para qué cojones me lo piden antes? me pregunto), me vuelven a pedir el apellido del titular y que les diga la dirección de mi casa (¿pero no tienen ya todos los datos con el número de contrato?). Les cuento que se ma ha ido la luz y que es porque alguien ha quitado el fusible. “Espere” me dice la señorita y oigo un tecclear frenético por el auricular. “Tieneustéunimpagadodelmesdemarzoporuntotalde12’17€” me dice. La cólera ya ha arraigado en mi y toma el poder de mipersona. Le grito a la chica que está al otro lado del teléfono que si ven normal cortarme la luz por un impago de una puta factura de 12 euros, que además he seguido pagando religiosamente los siguientes recibos de más importe además que si se creen que es que soy gilipollas o algo así. Que no me han avisado ni por teléfono ni por carta de que iban a proceder al corte de luz y ni mucho menos de que había un jodido impago en mi puta factura de la luz así que hagan el favor de devolverme la luz a la voz de ya. “Deberáustéabonarelimpagoparaquepodamosdevolverleaustélsevicio”. Me cago en todos mis putos muertos. Pues claro que pagaré la mierda de factura de sus jodidos 12 euros, no te jode. “Bienpuesleasodenuevoalcobrolafacturaen24horasiráuntécniconuestroadevolverleelservicioadiosbuenastardes” y colgó.

Al volver la luz, al día siguiente, se jodió el router. Ahora estoy sin internet y en 48 horas se supone que me cambiarán el router.

Mecagontó.

Anuncios

9 respuestas a “Me cago en las eléctricas, en las telefónicas y en la madre que parió a Panete

  1. Joder, macho, ahora entiendo por qué no me pasa nada malo en las últimas tres semanas (se te está acumulando a ti todo).

    Continúa, continúa, no dejes que la mala suerte nos alcance a nosotros.

    Abrazos dentro de lo que cabe.

    Hasta pronto.

  2. Si sirve de algo unirse a las ganas de cagarse en esto que nos cuentas, aquí tienes a uno más! Si por mí fuera, ponía un molino eólico en la misma ventana y que le dieran a Iberdrola. Son la ostia. Mucho ánimo, porque de momento, poco más se puede desear.

  3. Yo también he tenido una movida con Unión Fenosa de semejante percal (aunque con más pasta de por medio)

    Me dio el ataque de acabar con ellos y todas las grandes empresas que nos proveen de “cosas necesarias e imprescindibles” (se supone) pero luego se me bajaron un poco los humos.. creo que no estoy tan guerrillera como antaño … 🙂

    Vamos, que nos controlan los poderosos.
    Asínes.

    Besos y ánimos!

    • A mi me ha pasado algo mas retorcido aun con iberdrola, llamo porque no recibia ninguna factura y me dicen que hay una, me dan los datos para pagarla y al cabo de 15 minutos se va la luz, bajo a toda velocidad y me dicen un operario de esta empresa de cabrones que le han dado una orden urgente de llevarse el contador, que pandilla de perros,avisasa porque no te llegan las facturasy te cortan la luz, ¿alguien se ha negado a pagarrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrr?

  4. Desesperada. Me han quitado el contador de la luz ¿como hacer para que lo repongan? No debo nada. Llame para consultar y cambiar el consumo y se han llevado el contador. A que fax o telefono o dirección escribir. saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s