Seguimos de campaña

¡Apoya la cultura!
El próximo 30 de septiembre a las 20:00 horas presentación en el hotel NH Embajada (C/Santa Engracia 5, Metro Alonso Martínez, Madrid) de mi libro “El incendio y otros relatos, publicado por Ediciones Atlantis y presentado por el autor del prólogo Carlos Salem.

El_incendio_3

El_incendio_4

Anuncios

Última lectura en solitario (por el momento)

jnavieras

Pues sí, termino la temporada por este año. Creo. Ya he dado bastante la brasa leyendo en los distintos puntos de la geografía madrileña y ya está bien. Será el lunes en LCREW (C/Caños del peral, 11). a las 19:30 horas. Es el último recital en solitario de los muchos que he dado en estos meses y gracias a Julio Santiago que ha tenido a bien invitarme a leer en este local (mil gracias de verdad). Por cierto, es absolutamente imprescindible llevar el DNI para poder acceder al local, cosas de la hostelería.

Leeré poemas de mis dos libros, de Poemas para berberechos y de Pecado de silencio. También poemas de mi nuevo proyecto de libro Todavía muertos y presentaré un cuarto proyecto en el que apenas acabo de comenzar a trabajar y que se llamará Poemas externos.

Además, he preparado un pequeño texto introductorio que pongo a continuación y que para comprender del todo es necesario asistir al recital. Os espero.

<<Una vez, o quizás fueran mil, Carlos Salem me calificó como trillizo. Este calificativo respondía a que según él, yo me movía tanto que parecía tres personas. “Tío, ¿cómo lo haces?” Me solía preguntar. Yo, normalmente, sonreía con cara de capullo y me imaginaba tres personas como yo dando vueltas por Madrid.
El caso es que tras un tiempo, las cicunstancias de la vida me han llevado a imaginar quienes serían esas tres personas con las que Carlos Salem siempre me describía.

Dándole  vueltas, creo que he podido definir esas tres personas en las que mi querido amigo trataba de englobarme.

Por un lado está Naveiras. Es la persona, la que da  la cara, la que piensa, la que crea, la que apoya, la que ve que el mundo no es uno sino muchos. Naveiras es la persona responsable, la que un buen día dijo no a la vida nocturna, la que siempre pensará que hay una parte de su vida será la creatividad, pero que hay que tener los pies en el suelo y que el arte es una cosa, pero que visto lo visto es casi mejor quedarse con lo que tenemos antes de arriesgar. Quiere ser artista, pero es tímido. Demasiado como para subirse a un atril desde el que el resto del mundo le pregunte que es lo que hace alli arriba. Un tipo serio, casi aburrido, que mira y observa y que nunca se muestra partidario de particpar. Siempre espectador, nunca  protagonista, ni siquiera actor secundario. Un tipo que guarda las distancias antes de que alguien pueda ser aceptado. Él no puede saber si la persona que se acerca es buena o no. Mejor mantener una fría distancia, no vaya a ser que no sea de fiar. Mejor escuchar, ver, mirar y luego adoptar una posición ante esa persona que se ofrece. Él trabaja y prefiere el comfort a las vueltas, a los clavos.

Después hay otra persona que puede que nunca haya sido real, hasta que en un momento dado tomé la percepción de su existencia. A través de una iluminación, de una serie de coincidencias espacio-temporales que quizás no lo definan, pero que sí lo crean. En un momento dado nació el personaje falso, lo no real. Hay unos americanos que se empeñaron en crearlo e insertarlo en mi persona. Es cierto, no deliro. Y no es algo único en mi persona, Dios me libre. El caso es que estoy convencido de que Bill Gates y sus secuaces crearon un infame programa llamado Microsft Word para  destruir a la persona como unidad mínima de pensamiento. De hecho para Word yo no soy Naveiras, yo soy Navieras. Otra persona. Y da igual que uno trate de corrregirlo, Navieras existe porque Word lo ha creado. Word sabe que Navieras está ahí aunque tú no te hayas dado cuenta. No es un caso único, no. Es algo muy común. Tu pones tu nombre, pero Word crea tu alter ego y finalmente, a base de repetir  y repetir, acaba consiguiendo que te lo creas, que nazca ese otro yo falso. Es el caso de Navieras. Navieras nació gracias a Word. En el trabajo se encargó de dotarle de un yo en el mundo real. Hace poco estuve en un evento público de la ciudad de Punta Umbría y se suponía que NAveiras aparecería allí, en los papeles del evento, pero no es así. Navieras apareció en esos papeles y las ponencias donde el primero estaba invitado, subió el segundo. Y en un momento involuntario de iluminación tántrica o incluso divina hubo una santísima trinidad formada por  Salem, Word y mi amiga Isabel García Mellado que me mostraron la realidad. Navieras es mi segundo trillizo.
Navieras es el error. Nace de él. Es un chiste malo Una corrección mal hecha. Un insulto a la inteligencia. Navieras ha nacido para pedir un crédito con el que pagar otro crédito. Ha sido creado para mantener el nivel de estupidez humana en su más alto nivel. Navieras es capaz de mirarle el escote a tu chica por si ve algo de teta. Es la torpeza en esa frase lapidaria creada a partir del final del concierto que tu banda acaba de dar. Navieras es responder mal a los jefes, usar el chat en el trabajo. Es no darse cuenta de lo que está destruyendo por pura ignorancia, es el no saber estar.

Son tres personas, yo soy el trillizo según Salem y un montón de compañeros y compañeras de La Vida Rima. El tercero es Muzzy, que cohabita con Naveiras y Navieras. Es la caricatura de ambos, es el chiste fácil y el difícil. Es el que llora por las decisiones de los otros dos. Porque sólo él llora.  Es la puta fantasía que mantiene a los otros dos vivos. La tercera pata de la mesa de una terraza de verano que consigue que ésta no cojee. Muzzy es grande y acoge a todos aquellos que los otros dos rechazan. Es el incendio en los inviernos más fríos y el que trata de hacer que todo funcione. Muzzy abrazará tu idea y la apoyará hasta que casi la estrangule. Muzzy es la risa y la ironía, la capacidad de pedir perdón por las cosas que no han llegado hacer Naveiras y Navieras, aún. Muzzy tiene el corazón grande. Oh, sí. Pero verde y no siempre gusta eso.

Pero lo dejamos, lo dejamos ya porque no es bueno hablar de uno mismo. Luego llegan seres aledaños, queridos, parpadeos de un corazón al que siempre trata de proteger Muzzy. Como decía, llegan para decirte que tu ego es del tamaño del edificio en el que habitas. Y Naveiras, Navieras y Muzzy piensan que eso no debería ser así, que uno no puede hablar de sí, que la vida no es una definición que se pueda hacer en dos versos, que ninguno de ellos sirve para arreglar los motores de este desguace y que por supuesto, han roto entre los tres tantas tiendas de cristal fino que no caben ya posibilidades al perdón.

Los tres son uno y ahora que lo pienso esa descripción no es nueva sino que venía definida en ese gran Best Seller de todos los tiempos del que nadie quiere acordarse. Por tanto yo, según palabra de Salem, soy uno y trino. Pero eso es mirar demasiado alto y no soy más que uno y grazno.

No pienso renunciar y los demás, creo que tampoco. Gracias por venir.>>



P.D.: Este pedazo de cartel, lo ha hecho Marcus Versus (gracias compañero)

Fin de la primera etapa de “Pecado de silencio”

Última presentación realizada de la primera etapa. “Pecado de silencio” se comenzará a mover ahora de otras formas. Pero prometo no daros más la brasa con el típico correo de “Presentación de mi último libro…”, al menos de momento.

Ayer fue una presentación en “corto”, para poca gente, para los más allegados, para familiares y el marco no pudo ser mejor. EL Junk Club, un sitio absolutamente encantador que recomiendo a cualquiera, tanto como restaurante como recipiente de actividades culturales. Gracias a Julio Santiago que me permitió realizar allí esta “última” presentación de “Pecado de Silencio” y por supuesto a Santiago Tello que es quien dio al final el visto bueno. Gracias a ambos.

También hay que agradecer, que es de ley, la paciencia infinita de quienes han acudido a casi todas las citas que he convocado (Rosa, Jaime, Reyes, Elia, Pablo…) Aunque mejor dejar todo esto porque parezco cualquier actriz de estas que anuncian compresas anti pérdidas.  Lo cierto es que todo esto de andar moviendo el libro por ahí cansa bastante, es mucha presión, porque todo lo organiza uno mismo y no siempre vienen las personas que convocas y luego te encuentras a amigos/as por ahí y te preguntan que cuando vuelves a recitar que quieren verte y que no han podido acudir a las citas anteriores. Cosas que pasan. Además siempre esperas que vaya bastante gente para que el bar donde recitas se lleve su parte de beneficio, claro y eso condiciona un poco todo.

Pero debo seguir agradeciendo a gente, a Javier Pérez Ayala, por supuesto, el editor. Porque ha confiado en mí y en mi obra pese a lo poco que se ha vendido el libro y a mi compañera dentro del consejo editorial Mayte Sánchez Sempere que ha estado ahí siempre acompañando.

Nota: gracias Reyes, mi compañera sentimental, por estar siempre ahí conmigo y por tu infinita paciencia.

Pues nada, como decía se acabó esta primera etapa de andar presentando “Pecado de silencio” por garitos llenos de humo, cerveza, ruidos y con gente siempre maravillosa.

Ahora comienza una segunda etapa en la que participaré en distintos eventos y recitales colectivos a los que acudiré con mi “Pecado de silencio” bajo el brazo para leerlo a quien quiera escucharlo.

La próxima cita junto a Mayte Sánchez Sempere y Nuria Ruiz de Viñaspre en la librería “El Buscón” (C/Cardenal Siliceo, 8. Madrid. Metro Prosperidad), será el 27 de marzo a las 20:30.

Os espero en esa lectura también, sobre todo por la obra de Mayte y Nuria que son dos escritoras de lo más interesante (vamos, cojonudas).

cartel2-1

“Pecado de silencio” dos próximas presentaciones.

Asociación Cultural Pipo. C/Travesía de La Primavera, 1. Metro Lavapiés. a las 21:00 horas el 13 de marzo

Junk Club. C/Costanilla de San Andrés, 12. la conocida Pza. de la Paja, acceso por La Musa Latina. Metro: Latina. A las 19:30 horas el martes 17 de marzo (Gracias a Julio Santiago y Pepe Ramos).
.
pecado_de_silencio-presentacion-pipo

pecado_de_silencio-presentacion-junk2

Ya está aquí, ya llegó.

Pues ya tengo en mis manos mi nuevo libro de poemas “Pecado de silencio”.

Con foto de portada mía y autorretrato interior. Precioso, ha quedado muy bonito (el libro, que no el autorretrato).

El prólogo lo ha hecho mi admirada y querida Elia Maqueda (muchas gracias por el prólogo y las correcciones) y sale publicado en la editorial “Poesía eres tú” (Gracias Javier, gracias Mayte). Podéis adquirirlo en la web de la propia editorial (www.poesiaerestu.com) y en breve, creo, estará en diversas librerías.

Comienzo con las presentaciones, tratando de cerrar fechas y lugares donde poder presentar y recitar los poemas impresos en el libro. A ver si salen bastantes y puedo vender muchos libros jejejeje.

Bueno, que ya tenéis disponible “Pecado de silencio”, 100 páginas de poesía escrita por mi.

pecado_naveiras

.

De nuevo gracias a:

Elia Maqueda por su paciencia, sus consejos, sus correcciones y su prólogo.

Javier Pérez Ayala por confiar en mi, por su paciencia con las revisiones y las fotos y por su generosidad.

Mayte Sánchez Sampere por aguantar mis charlas en el Bukowski, por apoyarme y por ser tan simpática.

también por supuesto a Reyes y Patty, que siempre están ahí leyendo las cosas que escribo y apoyándome en todo lo que hago, sois las mejores.

Gracias a todos y todas.

P.D.: también se ha publicado una entrevista que la gente de Poesía eres tú me ha hecho, podéis leerla en: http://www.poesiaerestu.com/revista/?p=96

Busco editorial

Uno no para de hacer cosas, lo se. A veces me paso y me meto en demasiados fregados y me superan y no me permiten hacer lo que realmente me apetece, en este momento: escribir.

Aunque siempre busco un hueco y me pongo a escribir. Tengo un capítulo (sólo uno, lo se, no es mucho) de mi primera novela “Recuerdos del cementerio”. Una recopilación de relatos que debo corregir y que podrían perfectamente publicarse en formato libro y un nuevo libro de poemas preparado para su publicación.

Lo malo de escribir es que, claro, luego quieres publicar. Lo malo de intentar publicar un libro de poesía es que ahora mismo el mercado está francamente raro. Por un lado un famosos periódico de este país va a hacer una edición con la “mejor poesía del siglo XX” que empezarán a a vender los domingos junto al diario. Seguro que será un éxito y se agotará. Por otro hay cientos de editoriales en España, muchas de ellas publican poesía o están especializadas en ella. Lo malo es que, al parecer no hay distribuidoras suficientes (lo mismo el negocio está en montar una distribuidora independiente y no en montar una editorial, fijatetú).

El caso es que al final, la gente sí compramos poesía. Aunque con matices, claro. El problema es que nos pasa como con la música clásica, no creemos en lo nuevo, pero nos volcamos con lo antiguo. Así, en general, porque hay más factores para analizar el por qué del mercado poético, clarostá.

Hay cientos de editoriales (ya lo he dicho) pequeñas a las que envías un correo preguntándoles simplemente si estaría interesados en leer originales para estudiar su publicación y en el 99% de los casos la respuesta es siempre la misma: en la actualidad estamos saturados de originales para analizar. Joder, debemos ser manada los escritores, está claro (esto lo se además por la revista de poesía que publico junto a otros amigos, recibo cientos de correos de gente que quiere publicar en ella).

Al final, la conclusión es siempre la misma, hay más escritores que lectores de poesía nueva en España (ignoro la situación en otros países).

El caso es que toda esta historia que he contado es porque lo que ando buscando es una editorial que quiera publicar mi nuevo libro de poemas, que ya tengo cerrado y que luego buscaré una para mi libro de relatos (cuando los pula y mejore), pero que no la voy a encontrar, casi seguro. ¿Por qué? pues porque si creas una editorial lo haces con la más buena voluntad del mundo, pero luego las circunstancias te superan y por circunstancias uno se refiere sobre todo, al tema de distribución y también, entrada en los medios. Las distribuidoras en este país las controlan (las 3 o 4 grandes que hay) los grandes lobbys editoriales y no hay espacio para editoriales pequeñas, ya que las condiciones para que te distribuyan son absolutamente leoninas y las distribuidoras pequeñas que hay no acaban de funcionar todo lo bien que deberían (supongo que por será porque las grandes tienen copado y saturado el mercado con lo suyo, claro). Por otro lado conseguir que un medio de alta difusión en España te haga una pequeña reseña es prácticamente imposible a no ser que untes al perico encargado de la columna de marras (esas famosas comidas en también famosos y caros restaurantes madrileños en los que se cierran “acuerdos” de apoyo y promoción).

Pero hay excepciones, recientemente Dragó hizo una reseña en televisión del libro de Rafael Sarmentero que, pásmense, se autopublica. Lo malo es que al autopublicarte no tienes distribución y claro, el tema de vender se complica. Aunque francamente, nunca lo descarto como opción ya que es algo atractivo y tu llevas el control absoluto de lo que pasa con tu obra (aunque si publicas 200 libros, te los puedes acabar comiendo con patatas en tu casita).

Bueno, que quiero publicar un libro y ya está y no hacer un jodido análisis del mercado editorial en España. Que coño, que QUIERO PUBLICAR UN PUTO LIBRO (que se titulará “Pecado de silencio” que todo hay que decirlo).

P.D.: felicidades gsus, que hoy es tu cumpleaños. Se te quiere.

Iban a ser sólo dos fotos

Así es el título de la próxima exposición fotográfica en la que participo junto a mi buena amiga Rosa Ferré.

Será el próximo jueves 13 de noviembre de 2008, en “La taberna de Santi” (Calle Pelayo 57, Madrid, junto a la SGAE).

Acudid, plis.

iban a ser solo dos fotos

“Poemas para berberechos” Continúa

No se cuanto hace ya que salió a la venta mi libro “Poemas para berberechos”. Que bonito es y que orgulloso estoy de él.

Como para no estarlo, sigue creciendo y multiplicándose, la última referencia está en la revista digital de literatura “Palabras Diversas”. Han publicado una selección de tres poemas extraídos de dicho libro.

Si es que mi niño crece como un campeón.

Podéis leer los poemas AQUÍ (pinchad luego en “La voz de los poetas”).

Para adquirir el libro visitad la web de la editorial AQUÍ

Porque todo sigue

Supongo que escribo hoy dos entradas en este blog porque el anterior es demasiado triste y quizás debemos pensar en seguir palante.

Hace un par de semanas me entrevistó Txe Peligro. Otro poetastro como yo, pero que está estudiando un master de periodismo. Necesitaba una persona para hacer un ejercicio para el dicho master y me eligió a mi.

La entrevista me la envió después y la verdad es que quedó muy bien. Hace un par de días me escribió comentándome que a sus profesores les encantó la entrevista (cosa de la que me alegro muy mucho, la verdad, eso de servir para proyectos de colegas siempre gusta) y además que había conseguido que la publicaran en un sitio web (Siglo XXI Magazine). Bueno pues la podéis leer pinchando AQUI

Seguimos, claro, como iba a ser si no.

Respira arco iris

Por dos euros alquiló
un trozo de suelo
en el aeropuerto
para así poder
descansar sus pulmones
que nunca paraban
de respirar arco iris.

Un día la vi mirando
los aviones que despegaban
dejando caer una lágrima
en blanco y negro
por cada vuelo.

Al día siguiente
estaba decorando
los grises con miles
de colores en aerosol.

La semana pasada
amaneció en rosa
y al llegar al aeropuerto
ella ya no estaba.

En su pequeño trozo
de suelo sólo quedaba
su sombra multicolor.

Punto para Berberechos

Pues nada, que lo sepáis, a partir de ahora mi libro “Poemas para berberechos” se puede adquirir en la librería El bandido doblemente armado (C/Apodaca,3. Madrid). Para todos aquellos y aquellas que lo quieran adquirir, que vayan a esta céntrica y preciosa librería para ello. El 22 de mayo presentaremos nuevamente la revista en este local, así que podré firmarlos jujujuju.

Además también se puede adquirir en la misma librería el libro “El forro” de mi buen amigo gsus que os recomiendo que compréis porque es absolutamente genial.

 

Seguiremos informando

Polipropileno

Polipropileno

Mi cerebro seco y estéril
como el polipropileno
que protege mis cosas frágiles
cuando juntos nos mudamos.

Que no hago otra cosa
que mudanzas
llenas de polipropileno
y de ibuprofeno
para proteger
mis cosas frágiles.

Y la fragilidad de mis cosas
se revuelve dentro de las cajas
y organizan acciones terroristas
en las que muchas mueren
pese a que yo les envío
cientos de batallones de polipropileno
con los que trato de protegerlas
porque son así, frágiles y torpes.

Pero como decía antes
luchan entre ellas
y se golpean las unas contra las otras
e intentan conquistar otras cajas
en las que hay más cosas frágiles
protegidas por cantidades ingentes
de polipropileno.

Y el ibuprofeno se declara en huelga
y son las pocas neuronas de mi cerebro
las que ahora luchan y sangran y revientan y combaten y mueren,
porque seguro que mueren,
cuando me doy cuenta de que
las cosas frágiles
no están hechas para mudanzas

También, el corazón
sumergido en polipropileno,
por supuesto.

Nota aclaratoria:

El polipropileno es un termoplástico semicristalino no polar, de dureza y rigidez elevada, tiene una excelente resistencia al impacto, y a los productos químicos corrosivos. Se utilizan en distintos procesos industriales, debido a sus buenas propiedades eléctricas, químicas y mecánicas.
Por sus propiedades aislantes hacen que tiendan a cargarse electrostáticamente y acumular polvo.
Resiste químicamente a soluciones acuosas de ácidos inorgánicos, ácidos orgánicos débiles, lejías, alcohol y algunos aceites.

 

No es momento para tristezas.

Cambio el vaso de vino
por lágrimas sinceras,
cuando todavía estoy
madurando en este limbo.

Que me da igual
si otros se arrastran
o andan hacia atrás
o simplemente saltan.
Yo saco fotografías
de las uñas de mis pies
sólo para demostrarme
que crecen como las ideas,
sin parar.

Deberíamos parar
a descansar la cabeza
como descansamos los brazos
ante la barra de un bar.

Vamos, vamos, vamos,
No es momento para tristezas.
Vamos, vamos, vamos,
No es momento para tristezas.

No me he dado cuenta
de la cantidad de flores rotas
que se dejan al caminar
si avanzamos sin mirar,
aunque a decir verdad
si tienes cuidado
también las aplastas
sin querer.

Siempre el dolor de cabeza
perenne, encima de los párpados
formando parte de una vida
que no acaba de ser del todo
cierta para quien la vive.

Que no quiero más lágrimas
ya lo dije una vez,
o dos, no lo recuerdo,
pero quien las proporciona
no se ha terminado de enterar
y en lugar de solucionarlo
envía un guarda jurado
para que patrulle mis sueños.

Abro la puerta y veo
tantos abismos como ibuprofenos
y salto con la boca abierta hacia ellos,
pero no los alcanzo nunca.
No me como ni un solo ibuprofeno
que me libere de todo esto.

Vamos, vamos, vamos,
No es momento para tristezas.
Vamos, vamos, vamos,
No es momento para tristezas.

Bien, tendré que volver al vino
y a su color rojo
aunque yo soy más de cerveza,
la verdad,
supongo que por aquello
de que se bebe fría
y calma la sed.
Claro,
la sed.
Ahora yo debería decir
que estoy muy sediento,
pero no es cierto,
porque siempre bebo mucha cerveza.

Ya he robado muchas
larvas a tantos gusanos
que a veces me avergüenzo
cuando me pienso.
Ya he tardado
demasiado tiempo
en grabar la película de mis manos.

Ahora que me miro las manos,
vuelven las yagas
y ya no tengo tiempo de curarlas.

(Dedicado a Patty, que siempre me dice que mis poemas son muy cortos)

El día en que recuperé la vista

El día en que recuperé la vista
fue un martes a las tres de la tarde
de un caluroso verano.
La primera imagen que contemplé
fue la de un león descansando
bajo la sombra de una acacia.

Luego, además vi
uno de esos pequeños pajaritos
que cuando andan por el suelo
lo hacen muy rápido
y a pequeños saltos.

Aquél día recuperé también el tacto
y acaricié la tierra sobre la que caminaba
pensando en que quizás así
dejaría de llamarme.

Palpé las hojas
de los pequeños arbustos
que me rodeaban
tratando de pedirles
un poco de futuro.

Agarré todas las plegarias
y las metí en mi boca
degustando por fin
el sabor de la lluvia
de cualquier agosto.

También mi voz
se atrevió a salir de nuevo
clamando a los insectos
una dosis de empatía
con la que arrancar de mi
los  malos sueños.

Pasé la tarde utilizando
mi recién recuperado oído
para escuchar los charcos
cuando eran atropellados
por las ruedas de los automóviles

Y por fin alcancé a escuchar también
las serpientes de las que,
sin notarlo, me había ido apartando
por el camino de las inseguridades.

El día que recuperé la vista
recobré al mismo tiempo el olfato
y el primer aroma que recuerdo
es el de tu cuello cuando pasó a mi lado.

10 minutos por barba – Recital conjunto en Alcorcón

10-minutos-por-barba.jpg

Pues el día 4 me voy hasta Alcorcón para recitar versos y esas cosas junto a cuatro grandes poetas del momento:

Marcus Versus

– Luis Morales

– Daniel Orviz

Alberto Rivas

Juntos vamos a realizar un recital que lleva el nombre de 10 minutos por barba y lo haremos en un local de Alcorcón (que lamentablemente no conozco aún, pero que apunta buenas maneras, la verdad) que se llama Samsara. Será el 4 de abril a eso de las 22:00 horas, en el Samsara que está en La avenida de las Retamas, 69, en Alcorcón.

Naranja

Mi corbata
de color naranja
habla francés
en las tardes de sol
y le canta a las farolas
los versos de amor
que yo susurraba
ayer por la noche.
Noche que atravesó
a todos los soles
inundando de cruel tristeza
las gragantas
de los taxistas.
Taxistas que almacenan
las miradas casuales
de alguna hermosa muchacha,
lanzadas al espacio
cuando creen que nadie las mira
sabiendo que así
liberarán deseos.
Deseos multicolor
creados para aniquilar
las realidades grises y negras
que añoran ser naranjas.

¿Naranja? ese es el color de una de mis corbatas.

Matemos al poeta (parte de lo que fue)

Aquí os podéis ver algunos de los videos que mostramos Patty y yo el pasado viernes 15 en Bukowski club, en el recital conjunto “Matemos al poeta”.

Gracias Patty por querer trabajar conmigo, ha sido algo magnífico.
.

Acaríciame otra vez

Los tomates en la frutería
parecen sonreír
y me pregunto
¿estarán ya maduros?

Las moras en la calle
escriben grafittis
restregándose contra las paredes
y a nadie le importa que se dejen la piel en ello.

Junto a la ventana
miles de moscas juegan a las cartas
esperando que alguna vez
sean sus sueños los que se cumplan.

Las calabazas en un paso de peatones
mueren ignoradas
por los automóviles ciegos y locos
que corren hacia ningún lado.

Inténtalo otra vez
me cuentan las monedas
al tiempo que se acicalan
frente a los espejos rotos.

Se acaba la ciudad
y los mecheros aún
se encargan de mantener vivas
las facturas que emiten las esperanzas.

¡No nos queda suerte!
Gritan a los oídos de los viandantes
las nubes borrachas
y huérfanas

Mientras tanto,
yo solo trato de mantenerme
unido a tus dedos.
Acariciame otra vez.

poema de José Naveiras
.
.
.


Un abrazo

Un abrazo, sólo un abrazo
como una ciudad
repleta de palabras.

Un verso, sólo un verso
como una sábana
con sobredosis de tristeza.

Una caricia, sólo una caricia
como gotas de lluvia
llenas de desordenes.

Un corazón, sólo un corazón
como un mar
que creara continuamente tu boca

Un pensaminto, solo un pensamiento
que puediera adornar
con torpes besos.

Como siempre me precipito
para tratar de evitar
que mi poesía y tu mirada
choquen en los campos
de las soledades.

Me arrancaré, siempre,
los miles de pétalos
que surjan en mis piernas
y me encojeré un poco más
cada vez que me digas
haz el favor de besarme, imbécil.

poema de José Naveiras
.
.
.

Colaterales
En un millón de daños
recogeré todos los enemigos,
como aquél o aquél,
para devolverlos a las casas vacías
de dónde nunca debieron emigrar.

En un millón de daños
tú y yo amamantaremos desprecios
pero sin que nos aborden pesados insectos
atraídos por los trozos muertos de nuestras vergüenzas

En un millón de daños
querría haber labrado todas las paredes
para recoger lo frutos que en sus surcos
pudieran medrar.

En un millón de daños
habremos vomitado miles de girasoles
provocando lágrimas de trigo
que arrastrarán las penas

En un millón de daños
todos seremos colaterales
y sonreiremos hartos de tragar lavabos.

poema de José Naveiras
.
.
.

Rumiante

¿Yo? Rumiante,
aunque cansado
de tanto triturar silicio
con las yemas de los dedos

Crecen por mis brazos
cables de cobre
que conducen a gran velocidad
las ideas del café con leche

Los cíclopes descerebrados
arrojan imágenes sin relación alguna
contra el recaudador de impuestos
que llora sentado en una esquina.

La ultraviolencia
ha perdido todas las batallas,
que ella misma comenzó,
por cobardía

¿Yo? Rumiante,
araño los cristales de los balcones
en busca de algo de suerte
con la que llegar al final de la ciudad.

poema de José Naveiras
.
.
.
Bueno, hubo más, el recital quedó francamente bien y Marta estuvo allí ayudándonos y creo que al final no le di las gracias con el líoy tal: gracias Marta, estuviste genial a los mandos de todo.
Faltan los textos de Patty que fueron muy, muy buenos y algunos míos, pero ya los iré publicando.
El recital “Matemos al poeta”, en parte, para presentar la asociación cultural que hemos creado y que se llama “La vida rima”. La idea era demostrar que trabajar en equipo es mejor que andar por ahí de poetastro triste y amarado. En cada video ha colaborado bastante gente con su voz, con sus dibujos, con su ayuda técnica…
Bueno, gracias a todos y todas.

Por cierto, más videos de Patty en : http://www.youtube.com/profile_videos?p=r&user=PattydeFrutos&page=1